Comunicado De J. C. Rico Ante Las Excarcelaciones De M. Pinteño Y A. Casellas

[ A+ ] /[ A- ]

Hoy me he enterado que Manuel Pinteño y Amadeu Casellas están en LIBERTAD. Esta noticia a mí personalmente, y aun sin conocerlos en persona, me ha llenado de alegría sin llegar a caer en la euforia. A estos  compañeros, el estado opresor/ladrón fascista no les ha regalado nada, más bien al revés, les ha “quitado” los mejores años de su curso vital. E incluso con estas dos personas, como con el compañero Joaquín Garcés, ha traspasado con creces el umbral de SU legalidad vigente en materia de cumplimiento de penas.

Yo hoy no sólo me alegro por ellos, si no también por sus familias y seres queridos, pues para ellos también ha acabado este atroz calvario, pero por otro lado, me entristece constatar cada día como la industria del encarcelamiento/asesinato, sigue inexorablemente funcionando a todo gas y dejando tras sí un reguero de muertes, de sufrimientos, de  torturas y sinsentidos… Que este hecho no nos lleve a la complacencia ni al espejismo “de que el sistema funciona al final, con sus desajustes pero funciona”. No es así. Nada funciona cuando los propios fundamentos de su existencia, los principios que regulan su operancia se sientan sobre las bases de  la desigualdad y el crimen.

Quiero, por eso, hoy manifestar mi júbilo por el excarcelamiento de estos dos compañeros, pero de nuevo quiero volver a repetir que mientras exista un solo preso, mientras exista una sola cárcel/muerte en pie, mientras exista el Estado, seguiremos siendo “carne de cañón” para la industria de la muerte.

Por esto mismo insisto, fuego al sistema, hago un llamamiento a nivel internacional para que las acciones contra el mismo se incrementen no mediante “jornadas de lucha” sino de guerra permanente en cualquier lugar del planeta. Allí siempre nos encontraremos.  Sólo mediante la confrontación violenta conseguiremos liberarnos de todos su cadalsos, de todos sus verdugos, del asesinato legalizado al por mayor, lo demás es… me abstengo de calificaciones para no herir sensibilidades ajenas.

Liberad a Tamara.

En el matadero carcelario de Valdemoro, módulo  de aislamiento.

Juan Carlos Rico Rodríguez

.

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.