Una Marea En Favor De Herrira Y Los Derechos De Los Presos Inunda Las Calles De Bilbo

[ A+ ] /[ A- ]

Una gran ovación ha precedido los primeros pasos de una pancarta, que con el lema ‘Tantaz tanta, euskal presoen eskubideen alde’, ha abierto la manifestación que ha congregado a miles de personas en defensa de Herrira y los derechos de los presos.

Portan la pancarta, entre otros, el surfista Axi Muniain, el cineasta Juanba Berasategi, los escritores Eider Rodríguez, Irati Jiménez, y Lutxo Egia; los músicos Joseba Tapia, Inés Osinaga, Txerra Bolinaga; Enrique Villarreal, ‘El Drogas’; la escaladora Irati Anda, el pelotari Oier Zearra y la actriz Itziar Ituño.

En la marcha, en la que, como se había pedido, predomina el color azul, y no han querido faltar los 18 miembros de Herrira detenidos el pasado lunes y puestos en libertad entre el jueves y el viernes: Nagore García, Manu Ugartemendia, Jon Garay, Sergio Labayen, Eneko Villegas, Roberto Noval, Ibon Meñika, José Antonio Fernández, Oscar Sánchez, Jesús Mari Aldunberri, Ekain Zubizarreta, Imanol Karrera, Beñat Zarrabeitia, Amaia Esnal, Gorka González, Eneko Ibarguren, Ane Zelaia y Fran Balda. Todos ellos han recibido numerosas muestras de cariño por parte de los presentes.

También han asisten el diputado general de Gipuzkoa, Martin Garitano, los representantes de Sortu, Amaia Izko y Pernando Barrena; el secretario general de EA, Pello Urizar; el coordinador general de Aralar, Patxi Zabaleta; el portavoz de Alternatiba, Oskar Matute y representantes de EB-Berdeak, como José Navas y Javier Madrazo, entre otros.

Durante la manifestación, que ha abarrotado la calle Autonomía, han arreciado lemas en como «Herrira aurrera» o «Euskal presoak etxera».

Recorrido casi completo

Para hacerse una idea de la dimensión de la marcha, cuando la cabecera ha llegado al Consistorio, a las 18.34, aún había gente a la altura de la calle Ávila, a escasos metros de La Casilla, punto de inicio de la manifestación.

Los bertsos de Arkaitz Estiballes y la actuación de Mikel Urdangarin han dado inicio al acto final, en el que han tomado la palabra el actor Carlos Olalla y la periodista de Infozazpi Irratia Maite Bidarte.

Han explicado que ha sido la «indignación» ante una «nueva agresión» la que ha congregado en las calles de la capital vizcaina a decenas de miles de personas de «diferentes ideologías, familias, lugares, culturas políticas y sentimientos».

Bidarte y Olalla han aclarado que este enfado es «productivo» y que, en lugar de generar miedo, aporta aún más fuerza para defender los derechos de los presos.

«Miles de tazas»

«Ocurre a veces que quien no quiere taza termina recibiendo taza y media. Que sepa quien tan mal lleva la taza de nuestra decidida defensa de los derechos de los presos políticos vascos que le esperan no ya taza y media, sino miles y miles de tazas», han proclamado, para transmitir que «no vamos a parar hasta que esos derechos sean respetados».

Tras criticar que la detención de los miembros de Herrira es una agresión a todos los que defienden los derechos de los presos vascos, han señalado que las imputaciones en su contra y el veto a las actividades de Herrira son «una barbaridad mayúscula».

«La obstinación en vulnerar esos derechos y perseguir a quienes los defienden nos han llevado a una situación en la que se trata ya de un reto para nuestro pueblo. Un reto a Euskal Herria», han explicado, antes de advertir de que «no tenemos la menor intención de pasarnos la vida denunciado redadas y repitiendo las mismas reclamaciones».

En ese sentido, han anunciado un compromiso y nuevos pasos, que irán concretando en las próximas semanas. «El compromiso es claro y firme –han detallado–, no parar hasta traer a casa a presos y refugiados. Y quienes han convocado esta movilización os adelantamos que vamos a poner nuevos hitos en este esfuerzo colectivo», han concluido Olalla y Bidarte.

Naiz.info

 

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.