Últimas Noticias De Presxs En Lucha En Las Cárceles Del Estado Español

[ A+ ] /[ A- ]

En la cárcel de La Moraleja, que está en Dueñas (Palencia), José Antonio Chavero Mejías hizo huelga de hambre por segunda vez, del 15 al 25 de abril, en protesta por la muerte de José Serrano Benítez y, en mayo, ha ayunado el día 1 por seis de las reivindicaciones de la propuesta de lucha y el día 15 por el resto. Se queja de que no se entera de nada de lo que está pasando, ni dentro ni fuera, en relación con la propuesta de lucha. Aunque no hay ninguna comunicación entre ellos pues se encuentra aislados en distintos módulos, José Adrián Poblete Darre, está en la misma prisión, y también ha estado en huelga de hambre por Serrano Benítez y ha ayunado los días 4 y 5 de mayo por las reivindicaciones de la propuesta. Asimismo, le da gran importancia a la comunicación tanto entre los presos como entre los de dentro y los de fuera y, por supuesto, considera indispensable el apoyo a los presos en lucha por parte de la gente de la calle. Xurxo Castro Cervantes está con él y apoya a sus compañeros, aunque no ha podido hacer ayuno por su estado de salud. Como puede verse a continuación, piensa de forma muy parecida a la de sus compañeros.

Aquí el correo está fatal y la verdad hay muchas cosas que me gustaría decir y exponer, a ver si entre todxs se llega a poner remedio, tanto lxs de fuera como lxs que estamos en estos malditos centros de exterminio. La dificultad para tener correspondencia es enorme, pero hay más.

Primer punto: la necesidad de tener visitas de compas es primordial, porue nos encontramos muchas veces solos, que sé que no lo estamos, pero las visitas serían un logro enorme. Yo llevo casi un año aquí y en ningún moemnto he recibido noticias para visitarme, ni por compas ni por abogados. Y la verdad es que los necesitamos y necesitamos el poder hablar, aunque sea por un cristal, lo que estamos pasando.

Creo que se deberían poner todos los medios en asambleas, entre todos los grupos de apoyo de cada región de este podrido Estado fascista. Que en cada comunidad hubiera un grupo de apoyo y visitar las cárcles más cercanas para ver a los compañeros. Un ejemplo aquí es Palencia. El grupo que esté aquí que viniera a vistar a los que como yo estamos sin visitas, que, en realidad, no tenemos visitas ninguno. Ya no por mí, porque yo en ocho meses estoy fuera, pero sí por todos los compañeros, pero sí por todos los compañeros que día a día estamos sufriendo en estas malditas cárceles. Para que noten que, aunque seamos pocos, tenemos visitas, todo se pondría mejor. Porque al visitarnos cambian mucho las cosas, porque los carceleros ven el apoyo directo y eso creo que es lo primordial. Sé que no es fácil, pero poniendo este tema en asmablea… sería lo más necesario: comunicaciones vis a vis, etc. Al igual que hay marchas a las cárceles se podría poner en debate el tener visitas con compas. Espero que entre todos los grupos de apoyo se llevara adelante lo que escribo y, como yo, un montón de compas. Aquí estamos cuatro compas que, la verdad, todos tenmos ese pensar. Las vistas sería el mayor apoyo qu epodríamos recibir. Sé que muchos, al tener nosotros intervenciones, dejaron de escribir por miedo a las represalias o no sé, yo es que lo noto.

Desde la cárcel de Murcia II, llega carta de Antonio Carlos Nieto Galindo, veterano de la COPEL, con más de 35 años de cárcel a sus espaldas, que tampoco no puede hacer ayunos por estar enfermo de cáncer y tener prescrita una dieta para ganar peso, después de haber perdido demasiado, pero continúa apoyando la propuesta de lucha, y denuncia:

Campos del Río, 4 de abril de 2017

Sí quiero dar a conocer, de forma que lo publiquéis en el boletín o en internet, así como en la emisora de Tokata, lo siguiente: en la cárcel de campos del Río (Murcia II) el régimen interior me recuerda al que teníamos con el dictador. La comida muy escasa, la mayoría de los días no te dan el segundo plato; osea, un primero y un poco de una especie de ensalada sin aliñar, por lo que te están matando de hambre, aunque esto es lo de menos. El 95% de los carceleros, a la mínima, te llevan al despacho del educador (este es un ex carcelero) y te hinchan a hostias, esto en el mismo módulo. Y, si te llevan a aislamiento por lo que sea, tienes aseguradas unas auténticas palizas. Cuando efectúan un cacheo, te obligan a que hagas el desnudo integral. La mayoría de estos carceleros te hablan peor que a un perro, la educación y el respeto por parte de ellos luce por su ausencia, aquí uno vive día tras día en tensión. Esto está sucediendo porque los presos de Murcia son unos sumisos y miedosos, nadie se atreve a resistirse a esto abusos y menos a denunciarlos… el director y la jueza de vigilancia tiene conocimiento de ellos y permiten estos abusos.

Y desde la cárcel de Huelva escribe el compañero Adolfo Pedreira Martínez, que es de A Coruña –¿Qué hace en Huelva?– y nos cuenta que está en primer grado, esperando una acumulación de penas que le acerque a la calle. Se queja de que en esa cárcel hay muchos abusos, a los que él intenta enfrentarse tirando de boli, porque ya está harto de malos tratos y de que le aten a la cama. Nos habla de una paliza que recibió en Puerto III y que tiene denunciada y de un “habeas corpus” que tuvo que poner recientemente, el 11 de abril, que terminaba de cumplir una sanción de privación de paseos y no le sacaron. Nos dice que ha decidido ponerse en huelga de hambre el día de la madre en solidaridad con las Nais contra a impunidade y con todas las madres que perdieron a sus hijos en las cárceles españolas. Y en memoria de los compañeros muertos. Menciona a Dopico, Cheche, Gavioto y exclama: ¡No más maltratos en las cárceles!

Sergio Medina Castel, después de recibir una paliza en Teixeiro, fue trasladado a la cárcel de Villanubla, en Valladolid, para un juicio, pero tiene la conducción pedida a Sevilla, ahora no sabemos bien dónde está. Ayunó 10 días en marzo y también del 1 al 10 de abril por las reivindicaciones colectivas y suponemos que habrá hecho algo parecido en mayo, aunque no hemos recibido todavía ningún comunicado suyo al respecto, pues debe estar en plena conducción.

El compañero José Ángel Martins Mendoza comunicó que ayunaba los tres primeros días de mayo protestando por el corte de peculio, confiscaciones de publicaciones y de camisetas reivindicativas, obstáculos en las comunicaciones, brutalidad en los cacheos y malos tratos sufridos en la cárcel de Albocàsser donde fue trasladado el mes pasado desde Topas. Formula y sustenta, una vez más, con su ayuno, las siguientes reivindicaciones:

1ª) Fin del régimen FIES y de los cambios continuos de celda y de módulo,

2ª) Fin del régimen especial, por el deterioro que sufren los compas.

3ª) Fin de la dispersión, en mi caso, cada año en una comunidad autónoma.

4ª) Fin de los malios tratos, tanto físicos como psicológicos.

5ª) Fin de los cacheos integrales a familiares y del uso de rayos X con lxs presxs.

6ª) Libertad inmediata, aplicación del artículo 104.4 y 196 del reglamento penitenciario a todas las persona la LOGP atodas las persoans enfermeas, terminales o no. Quien entra en la cárcel sanx sale enfermx y quien entra enferx sale muertx.

7ª) Límite máximo de cumplimiento en 20 años. Más es una pena de muerte.

Alfonso Miguel Codón Belmonte, que se encuentra aislado en Teixeiro, a pesar de sufrir epilepsia y de encontrarse psíquicamente enfermo, ayuna los días 1 y 15 de cada mes por las reivindicaciones de la propuesta. Ha hecho huelga de hambre del 22 de abril al 11 de mayo en protesta porque no le permitieron salir al entierrro de un familiar muy cercano recién fallecido.

A Lama, 24 de abril de 2017

Hola, compas, espero que a la llegada de estas letras estéis bien.

En esta carta os mando una respuesta del Congreso de los Diputados, sigo con los ayunos los días 1 y 15 de cada mes.

El viernes santo, falleció el hermano de mi abuela, mi abuela llamó a la prisión para yo salir al entierro y nadie cogió el teléfono.

Comunico que desde el día 22 de abril estoy en huelga de hambre, la finalizaré el día 11 de mayo, un total de 20 días. El entierro de mi tío abuelo fue hace dos días, el sábado, 22 de abril.

Bueno, compas, cuidaros y mucha fuerza.

Un saludo de Miguel.

Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *