86 resultados de la búsqueda de «Carmen Badía »

A continuación, una traducción al castellano de un artículo de Vicent Almela sobre la catástrofe médico-sanitaria en las  cárceles del Estado español, publicado en la página web de La Directa.

La legislación vigente en en el Estado español ordena al poder ejecutivo transferir las competencias sanitarias de los centros penitenciarios –actualmente dependientes del Ministerio del Interior– a las comunidades autónomas, para así ofrecer un servicio de calidad e igualitario a todas las personas. A día de hoy, sólo Cataluña y el País Vasco han integrado las competencias dentro de la red de salud autonómica

El artículo 208.1 del Reglamento Penitenciario, aprobado en 1996, regula que «a todos los internos sin excepción se les garantizará una atención médico-sanitaria equivalente a la dispensada al conjunto de la población». Desde 1986, la administración penitenciaria es la encargada de la atención primaria dentro de las cárceles –con un equipo médico fijo y un periódico–, y el Sistema Nacional de Salud (SNS) se encarga de la atención especializada de los internos, según los convenios fijados con cada comunidad autónoma. Uno de los problemas del modelo es que la atención primaria queda en manos de la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias (SGIP), que depende del Ministerio del Interior español y, por tanto, los servicios sanitarios se ven limitados a criterios que dependen de convenios presupuestarios, de la seguridad del centro o del orden regimental, en lugar de basarse en criterios médicos. Esto se traduce en que muchas veces un médico debe obedecer un superior jerárquico que no es sanitario, o que una plaza no se cubra de inmediato, como ha ocurrido recientemente en la prisión de Dueñas (Palencia), donde se han quedado sin médico de noche durante varias semanas con una población reclusa de casi 1.000 personas.

En 2003, en un clima de movilizaciones sociales para lograr un sistema de salud universal igualitario para todos, el Congreso español aprobaba la Ley de Cohesión y Calidad del Sistema Nacional de Salud, que obligaba al gobierno, entre otras medidas, a transferir los servicios sanitarios dependientes de Instituciones Penitenciarias a las comunidades autónomas en un plazo de dieciocho meses. Pasados quince años de la aprobación de la ley, y después de varias mociones presentadas por diferentes fuerzas políticas para su aplicación efectiva, sólo Cataluña y el País Vasco han transferido las competencias a su sistema de salud autonómico.

Desde la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía (APDHA, por sus siglas en castellano) hace más de veinte años que se denuncia la constante vulneración de los derechos sanitarios que sufren las personas presas –que también están reconocidos en los artículos 14 y 43 de la Constitución española– y que el servicio médico dentro de las cárceles del Estado español, que afecta actualmente a más de 50.000 personas, debería estar regulado por la misma administración sanitaria que presta este servicio a la ciudadanía que se encuentra en libertad. Según Francisco Miguel Fernández, miembro del área de prisiones de la APDHA, «no puede ser que las competencias sanitarias de ninguna persona dependan del Ministerio de Interior, que prioriza la vigilancia y la seguridad del Estado a la atención sanitaria de las personas «, y explica que está demostrado que, cuando se hace la transferencia de las competencias médicas al Sistema de Salud de las comunidades autónomas, estas condiciones mejoran considerablemente. Daniel Zulaika Aristegui (encargado de la integración de la sanidad penitenciaria en el sistema público sanitario vasco) explicaba este proceso de transición en unas jornadas organizadas por el Defensor del Pueblo Andaluz, celebradas en el año 2016 en Sevilla: «la integración se realizó en menos de un año, funciona bien y se adapta a los objetivos. Estar dentro del sistema comunitario permite la participación de los profesionales en las mismas condiciones laborales y ser conscientes de todos los cambios y avances que se producen en sanidad. Es evidente que es un cambio beneficioso para toda la sociedad y especialmente para la salud de las personas «.

El doctor Antonio López Burgos, miembro de la Sociedad Española de Sanidad Penitenciaria, explicaba en las mismas jornadas que, cuando las competencias sanitarias dentro de los centros penitenciarias dependen de la SGIP, existe una ruptura total en el seguimiento médico al entrar y salir de prisión por la falta de comunicación entre las dos instituciones: «Si el paciente ha recibido tratamiento fuera del centro penitenciario, cuando entre, el médico de la prisión desconocerá totalmente su tratamiento e historial médico, y lo mismo ocurre cuando es al revés. Tampoco se comparte la información entre los centros penitenciarios: «Esto deriva en que enfermedades e infecciones graves –como el VIH, la Hepatitis C o el cáncer– no se traten a tiempo y en que algunos presos acaben muriendo, o que un paciente pueda recibir diagnósticos y tratamientos diferentes dependiendo de dónde se encuentre. De hecho, la imposición de dispensar productos farmacológicos distintos de los del exterior –una práctica muy común en los centros penitenciarios–ha sido constantemente denunciada por diferentes organizaciones médicas y declarada ilegal por el Tribunal Supremo español. En opinión de López, «la voluntad política es la única que puede cambiar esta situación, que no explota porque todo lo que pasa en las cárceles está encerrado entre cuatro muros».

El pasado mes de julio, la APDHA presentaba una nueva campaña para pedir la transferencia de las competencias sanitarias a las comunidades autónomas ‒y esta vez incluía también un decálogo denunciando las principales vulneraciones que sufren las personas presas en términos de salud– con el objetivo de sensibilizar a las organizaciones que luchan por la defensa de la salud universal y otros colectivos que reclaman el respeto de los derechos humanos dentro de las cárceles. Fernández espera que esta iniciativa suponga «un punto inicial de debate y encuentro para que el tema de la sanidad en las prisiones no sea una isla dentro del movimiento para conseguir una sanidad universal, y también se incluya como demanda en la lucha por el respeto a derechos humanos dentro de las cárceles «. Aparte de medidas como poner fin a las sujeciones mecánicas o ofrecer formaciones especializadas al personal médico, el decálogo también incluye «el registro de forma precisa de todas las lesiones que se observan por parte del personal sanitario», una de las demandas hechas desde del Comité Europeo para la Prevención de la Tortura y de las Penas o Tratos Inhumanos. En 2016, en las cárceles de España, 259 personas denunciaron torturas, según el informe de la Coordinadora para la Prevención y Denuncia de la Tortura.

Las personas con trastornos mentales y enfermedades terminales, las más perjudicadas

Fruto de la falta de coordinación entre el Sistema Nacional de Salud y las Instituciones Penitenciarias, muchas personas diagnosticadas con trastornos mentales graves –que según datos de la Sociedad Española de Sanidad Penitenciaria representarían alrededor del 8% de la población reclusa– llegan a las cárceles sin ningún tipo de notificación para los equipos médicos, que tampoco pueden acceder a su expediente. «Este es un hecho muy grave porque muchas veces les encierran en primer grado o sufren castigos penitenciarios, como la anulación de visitas o sujeciones mecánicas, sin tener en cuenta su diagnóstico o estado mental», explica Fernández, «y este es otro ejemplo de la vulneración de derechos que sufren los presos «. Según una sentencia del Tribunal Constitucional, publicada el pasado mes de agosto, las personas absueltas por problemas de salud mental deben cumplir la medida de seguridad en un centro psiquiátrico y no en centros penitenciarios ordinarios. A raíz de esta sentencia, desde el APHDA exige a los juzgados que requieran a la administración penitenciaria cumplir la ley para que ninguna persona con un problema de salud mental esté privada de libertad en un centro penitenciario, «que tiene un fin sancionador y no terapéutico «.

Otra vulneración de derechos es la que padecen las personas con enfermedades terminales, como es el caso de Carmen Badía –actualmente en prisión de Zuera– o Francisco Chamorro –interno en la cárcel de Castellón II– que, a pesar de estar diagnosticadas de un estado avanzado de cáncer y recibir quimioterapia, continúan encerradas dentro de los centros penitenciarios sin «el derecho a la libertad condicional», como obligan el artículo 91 del Código Penal y el 196 del Reglamento Penitenciario para este tipo de situaciones o, en su defecto, pasar al tercer grado de régimen penitenciario, como marca el artículo 104.4 del RP «por razones humanitarias y dignidad personal». Rosa Giménez, madre de Chamorro, que está luchando por la excarcelación de su hijo, se pregunta: «¿No sería más humano excarcelar las personas enfermas que puedan recibir en la calle los mismos cuidados que cualquier otro ciudadano, como exige la ley, que la deficiente sanidad penitenciaria no puede ni quiere prestar un servicio digno? «, y concluye:» no sería más humano que pudieran morir rodeados de su familia?».

Sobre la propuesta de la APDHA frente a la catástrofe de la sanidad penitenciaria

Informe «Sanidad en prisión. La salud robada entre cuatro muros»

Tokata Y Fuga 21-VII-2018 ¿Tienen o no tienen derecho a la salud y a la vida las personas presas?

Actividad en la calle Huelga de hambre octubre 2018 La cárcel mata

Un compañero, que está participando desde hace tiempo en la propuesta de lucha colectiva, inició el 23 de junio una huelga de hambre para protestar por la desasistencia médico-sanitaria que sufren las personas presas en la cárcel de Puerto I, como en casi todas, y las torturas, palizas y otros tratos crueles, inhumanos y degradantes que allí se practican con saña especial. El compañero reflexiona también sobre la huelga de hambre colectiva de mayo y se compromete a participar en la próxima, convocada para el el 1 de octubre. Hace algunas críticas y propuestas sobre cómo actuar.

El Puerto de Santa María, 24 de junio de 2018

Al recibir tu carta me la quitaron, me hicieron firmar y cuando abrió la carta, venía “propaganda” de Salhaketa, Tokata… y leyeron un poco la carta, imagínate cómo me puse. Acabé en art 72 con la típica paliza que aquí dan, dan todos, y, si no, pregunta y luego me quitas la razón. He estado muy mal, y sigo, pero ahí lo llevo, falleció mi madre de cáncer también, como mi padre y amigo. No me dan mi medicación, solo el día de la notificación, e iba a cortarme la barriga, como hice con mi padre aquí, y, bueno, aquí estoy tirando, sin nadie en este mundo (…), tanto daño irreparable… Pero te cuento, aquí te mando el papel, cómo y por qué me retienen la carta. Sé que estarás con trabajo. Murió aquí un chaval hace dos semanas. Sabemos que le dieron metadona en pastillas y él no tomaba, se equivocaron y, como comunicó con la familia y fuma porros, pues dijeron que se la tomó y que la metió su familia. ¡Qué cobardes! Los que estaban aquí cuando vino el Juez de guardia y su abogado, dijeron que “por drogas”. Maricones, él dijo que le dieron una pastilla y le costaba hablar, andar, ¡se lo pudieron llevar a enfermería u hospital! Conformistas, con miedo, yo estoy en M-1 por orden de seguridad, porque no me callo ni una, carceleros maltratadores de mierda. Me han traído a la “cúpula” aislado, sin nadie, para que saquen las cartas con su remite, pero pondré el mío a ver qué pasa. Sí, sí, no veas los que hicieron la huelga de hambre, esto para mí y compis de donde nos escribimos, ha salido peor imposible, así no nos tomarán en serio jamás. ¡Siete días! ¿Pero qué coño, son siete días? Yo la hice y te juro que iba a seguir, pero para estar yo y nueve más que me apoyan, no sólo a mí, a todxs, pero mandé todos los papeles, a X.

(…) Mira a mí me gusta hacer las cosas de otra manera que no sea como dice el compañero Peque, sus normas no se corresponden con nuestros pensamientos, para tumbar artículos y no ser cómplices de estas empresas que lo único que hacen, llanamente, es sacar subvenciones, tanto para los módulos de respeto, proyecto hombre, CAD, y otros como Punto Omega. Quiero dejar claro que esto es para los consumidores de drogas sean cuales sean.

Nosotrxs tenemos que parar donde estén los errores. Y es muy sencillo, es tener una sola abogada para todxs, además de los que puedan tener abogadxs propios, también existen abogadxs para estos casos, pidiéndolo al Juzgado de Guardia y sacar documentos que acrediten todas las torturas físicas, psicológicas, sean siempre selladas y cuñadas por los carceleros, si se negasen a poner su número de carcelero, con el día en el que ocurren los hechos no valdría. Llevo desde el año 95 y salí quebrantando un permiso en Aranjuez en el 2000, y luego seis meses después 20 años de los cuales, con nuestros derechos, la triple, o sea 12 años, a los cuales hay que sumar los sumarios, siempre con los corruptos de los carceleros, que elevaron mi condena a 13 años y 6 meses, y otros que gané con testigos con cojones (de aquí mando un abrazo al Ñoña, Pinteño, Magallanes).

Me cogieron tantas represalias que en A Lama (año 2004), volvimos a ganar, pero al recurrirlo el carcelero salió impune ya que no veía ser sancionado. Mirad, me he llevado palos 72 horas esposado, en huelgas reivindicativas, que de algo sirvió, y a nadie más nos tocaron y si tocan a uno nos tocan a todos. Ése es, fue y será siempre mi emblema, estamos hartos de que porque lleven una placa, sean más que nosotrxs. Estoy en Puerto I y hablo de presos que nos han hecho daño, evidentemente refugiados por colaborar con el sistema y por hacer daño a los compañeros. Debemos ser más rebeldes que en el año en el que entré, y veo que todavía la generación que nos apoye, no sólo estará haciendo lo debido sino que mañana pueden ser ellos los sufridos y aquí estaremos en cada prisión para apoyarles. Seamos fuertes y os mando desde “la cúpula” todas mis fuerzas, orgullo, apoyos desde las redes sociales, abogadas y sacar toda la información posible o bien a los familiares, o a X, la abogada de todxs, que creen en que SÍ SE PUEDE, una frase mítica.

Yo me voy a volcar en asesoraros a todxs, compis, llevo 23 años y no dejaré de luchar. Y juntxs todxs lo conseguiremos. También quiero deciros que drogas no, con un compañero, Toni, luchador a tope estuvo conmigo aquí en este puto pozo Puerto I. Hay también gente que se quiere subir al carro sin hacer lo mínimo, denunciar cada hecho…

Ahora hay que revisar el listado, porque hay gente que no está haciendo nada de nada, pero hago un llamamiento a todxs lxs que queráis cambiar el rumbo de verdad y darle veracidad para que se haga viral. Hay mucha gente de pie, familiares, para que dejen de abusar, de tenernos como gatos encerrados, en estas jaulas sin colchones, llenos de mierda, olores insoportables, y que quiten las rejas de las ventanas, pero sobre todo los maltratos y vejaciones que sufrimos como nuestros compañeros Toni, Mosqui, Peque, Luís Carlos Tapia, Carmen Badía, Punky… y a otros muchos que estáis en la lista de incrementar cada día. Necesitamos un mínimo de 50 presxs para que fuesen prisión por prisión, así lo hicimos años atrás y estoy seguro de que podemos !Porque si somos más, ya sabéis, la fuerza abre candados!

Os animo a continuar y dar nombres y apellidos para saber quiénes y cuántos vamos a ser, esto siempre trajo represalias pero cuando hay un grupo grande no nos tocan. Mi propuesta: mirad compis de todas las prisiones de este Estado corrompido, en cada ciudad como Madrid, Barcelona, Valencia, Andalucía y cada una del norte. He estado en muchas y si en cada una pusierais un poco, fijaros lo que digo, haríamos junto a los grupos de apoyo, una gran muralla, vamos que tendrían que actuar, jueces, instituciones, para que el Consejo General del Poder Judicial, vea actuaciones y actúen. Siempre para vivir mejor  y nuestros derechos se nos den, si no, compis, los taparán y no verán nada.

Lo digo con antelación, huelga de hambre  del 1 al 10 de octubre. Los que estén peor del 1 al 5 de octubre y que se haga viral en redes sociales y veréis cuántos están con nosotrxs. Si no tenéis abogadx, cada unx sus propios abogadxs, también pueden pedir Asistencia Jurídica, o recibir apoyo de compañeros fieles, humanos, seriedad, humildad e incluso hay muchas mujeres que necesitan apoyo moral. Siempre estaré aquí, pero esto es una derrota por los que no cumplieron, sólo digo que así no vamos a conseguir nada. Si estamos, estamos, si no, no digáis sí. Sí, yo también… y solo del mosqueo que tengo a nueve personas que me constan, dicho por los que llevan nuestros casos… quiero mandar a estas nueve personas mi gratitud y fuerza, de un amigo seguro. A los demás, escribir en la escuela de la A a la Z, y mañana cuando te quiten todo y te veas en la situación que nos encontramos en Puerto I, yo solo en la cúpula y para qué contaros más. Os cuidéis y seguir con vuestra rutina. Adiós. Solo con esto me despido a mi compi Toni ¡Fuerza! ¡Que se olvidan  de que aunque nos aten con cadenas, nosotros tenemos las llaves de los candados!

26 de junio de 2018

(…) Escribí y mandé una carta a Valencia, contando cómo vemos varias cosas bastantes compis. Además de haber hecho la huelga de hambre del 1 al 8 de mayo, yo estoy de nuevo en huelga de hambre y seguramente me cosa la boca. Llevo desde el 22 y estoy hasta los huevos de poner denuncias a los servicios médicos por la mierda que tienen los chabolos, sin cambiar los colchones podridos, llenos de mierda, e incluso hay algunos que están meados. Lo denuncié al colegio de Médicos de Cádiz y lo han archivado, ya que, habiendo fallecido mi madre, ni siquiera me dieron la medicación que me dan desde hace años, Agabapentina, que me sienta muy mal, pero, bueno, a quién le importa. No puedo soportar un colchón que te duelen los huesos cada día, los chabolos llenos de mierda, olores insoportables en todas las celdas y, para llenar el cubo para fregar, tenemos que abrir las cañerías del lavabo, poner el cubo y abrir el grifo del lavabo. Y los mosquitos, que no es normal, bueno, sí, por los olores, y no hacen nada, las paredes asquerosamente sucias, en las duchas los azulejos están amarillentos y el que las limpia, él solamente friega el suelo. Parece mentira que estemos en 2018, esta es la prisión de la humillación y del maltrato, pero lleva así desde que se abrió, esto es una gran cadena y los eslabones no creo que nunca se rompan. (…) Sanidad tendría que venir y que hablaran conmigo, yo les enseñaría lo que se oculta dentro de este pozo. ¡Que tengamos que comprar todo lo necesario y que todavía tengamos que soportar esto!

(…) Por otro lado, esto creo que ha sido un desastre y a pesar de que vosotros, tanto en Barcelona… y no sé si estuvisteis en Madrid, buen sitio para hacerse oír (…). Pero creo que la cabeza pensante de esta huelga pasada no nos ha hecho “ni puto caso”, por eso, los chavales quieren hacer cosas, pero no ven resultados, ven represalias, y les da igual por parte de quién. A mí personalmente no me gusta cómo quiere hacer algún compi las cosas y, así, no creo. Se pueden hacer huelgas, ayunos solo, huelgas de brazos caídos… volvamos años atrás y se ganaban muchísimas cosas: tener televisiones, radiocasetes, que las familias metan ropa, sábanas, playeros… Tener lo que hoy tenemos es gracias a esfuerzo y ganas, gente de fuera que venían afuera de los muros, a estar con nosotrxs, a apoyarnos en cada lucha. Y no había redes sociales como ahora, solo tener ideas buenas y llevarlas a cabo, estemos donde estemos. Y el apoyo que vosotrxs nos dais es muy grande, pero, claro, no comía uno y no comíamos ninguno, y daba, los resultados ahí están (…).

Me llegan cartas dándome ánimos, y lo agradezco muchísimo. Yo siempre estaré en lucha, eso lo he hecho siempre y mis valores y principios los demuestro con hechos. No tengo realmente a nadie que se ocupe de mis denuncias, reclamaciones, etc. (…) Me jode tanto decir que dentro de los muros no se hicieron bien las cosas Y, sinceramente, para mí ha sido un fracaso. ¿Qué cojones pasa? ¡Si más no nos pueden hacer! Con huelgas de hambre, de brazos caídos o de silencio y con rebeldía se consiguen cosas. No nos han apoyado como se debe. Aquí no estoy yo, pidiendo mi medicación, que por represalias no me la dan, estoy por nuestra lucha y rebeldía. Se presentan las instituciones camufladas, empresas de al por mayor… ¿Cuántas cosas caducadas nos han dado? ¡Muchas! Y siguen, y eso será así hasta que se le eche cojones y se cambien algunas cosas, y poner otras más serias y firmes, y que se sumen a este colectivo de lucha por nuestros derechos, y que no se vulnere ni uno más.

Yo pido que se sumen a las protestas que suceden en todas las “prisiones-empresas” (…). ¡Joder! Y llevamos una tabla reivindicatoria, y hay que hacerlo todo como se hacen las cosas. Si queremos que nos den nuestros derechos, tenemos que hacer más. Está bien hacer una huelga del 1 al 8, respetable es, yo la hice, por supuesto, y ahora estoy con otra desde el día 22 de junio, por los servicios médicos, que te dan un ibuprofeno para todo y no, no y no. Es nuevo y se cree más poderoso porque aquí da uno y dan todos, no tienen compasión ni humanidad, y enfermo estoy, si supieras todas las que he visto, no te lo imaginas, pero por nada, por gritar la gente de impotencia, Toni lo sabe, es paisano, y salen por todos los lados y venga a porrazos, etc. Se lo cuentas al juez de vigilancia y está claramente a su servicio, su silencio vale dinero, y no solo el suyo, médico, ATS, trabajador social, psicólogo… Es una cadena, como nos dijeron: “Nosotros seguimos eslabón con eslabón y un candado, y la llave nadie sabe dónde está. Y vosotros la rompisteis. ¡Qué queréis, que seamos compasivos? ¡No!” ¡Maldito torturador! Eso lo dijo así, como os lo cuento.

Aquí llevo algo más de dos años, han pasado cuatro médicos, todos, a los tres o cuatro meses, de baja por una operación, vale, pero los cuatro cobrando y en la playa (…), no es correcto lo que está pasando. Me ha salido un bulto al lado del corazón y, como no hay médico, no me han pesado, ni el primer día ni ninguno. Esto los ATS lo pueden hacer, pero ¿por qué, sabiéndolo el director, ATS, subdirector, administrador, se silencian mis instancias, firmadas y selladas? En todos los años que llevo preso, casi 23, jamás había visto esto (…). Y es lo que me llevó aún más a ponerme en huelga de hambre. Si me pasa cualquier cosa, que sepáis que no es solo por una pastilla para poder estar tranquilo. Es por el bulto ¿vale? (…). Por todo lo que hacéis y por escuchar mis protestas, muchísimas gracias.

Un abrazo

Óscar Rodríguez González

Hacedlo público, en redes sociales, etc., etc.

Desde Dentro: Propuesta De Lucha Colectiva Para Ser Difundida Y Debatida Dentro Y Fuera

Más Información En Tokata Sobre Luchas Actuales Dentro De Las Cárceles Del Estado Español

Motivos, Condiciones Y Posibilidades Para Una Lucha Social Anticarcelaria

Noticias Sobre La Huelga De Hambre De Octubre

¡No Olvidéis A Lxs Presxs En Lucha! [Lista Actualizada, 18-VII-2018]

Huelga de hambre 1 de mayo 2018 Huelga de hambre octubre 2018 Presxs en lucha

Una contribución más, esta vez desde la cárcel de Madrid VI, en Estremera, al debate de balance sobre lo sucedido durante la huelga de hambre colectiva del pasado mes de mayo. En la imagen, un poema visual de Carmen Maroto, encontrado en Caja de resistencia, revista de poesía crítica.

Estremera, 9 de mayo de 2018

Hola compañerxs del Tokata, ¿Cómo estáis? Al recibo de mis letras espero que todo marche bien. Lo primero agradeceros el apoyo que nos dais a todxs lxs presxs, a las familias, y el hacernos llegar las cartas, el apoyo jurídico, lxs abogadxs… recibí una carta vuestra que estaba escrita por Toni y una compañera, Carmen Badía. Hay que hacer muchas conclusiones; lo primero creo que nuestra compañero Peke hizo buen papel y muy buena coordinación con Tokata y que hicieran llegar las misivas del día de la huelga a todxs lxs presxs en lucha, esto me pareció buena idea. Que hayamos secundado esta huelga muy poca gente me parece una falta de respeto, de interés o desinterés, de pasotismo, de no creer en nuestros derechos, de sumisión, no tengo más calificativos. Mi apoyo lo tendréis todos los días 1 hasta el 5. Llevaba un año sin hacer huelgas, he tenido un año para pensar y valorar mis decisiones, creo que este 1 de mayo con la propuesta de lucha que intentó coordinar Peke me impulsó a ser como yo era antes y sigo siendo, con ese estilo reivindicativo, luchador, anarquista. Todo el mundo que me conoce, me ha ayudado en el momento de bajón que estaba teniendo por miedo a torturas, represiones fascistas, primera fase, dispersión… Por eso me parecía bien dar las gracias a todxs lxs grupos de apoyo, abogadxs, apoyo jurídico, familiares, presxs, periódicos alternativos, amigxs y gente o personas que quedaron por el camino y no olvidamos a lxs asesinadxs en los centros de tortura del Estado Español. Y secundar la Propuesta de Lucha fuera cual fuera su número de personas, luego ya se valoraría y pienso o creo que en la calle se lucha más que en la cárcel, pero doy las gracias a todxs lxs presxs que habéis querido luchar, primero por nosotrxs y luego para que de una puta vez se cumplan nuestros derechos. Aunque en la calle se están haciendo muchas cosas, si no hacemos nada dentro de los putos muros, todo queda en vano o el vaso medio vacío y creo que debemos llenar el vaso y ahogar esta mierda de sistema. Esto no es una bobada, debemos concienciarnos de cómo vivimos dentro de las cárceles y luchar con el corazón, pensar en todxs lxs que sufren y crear para luchar y atacar al sistema carcelario. Solos no lo vamos a conseguir, pero cuantos más seamos mucho mejor para todxs. No podemos desilusionarnos, debemos seguir. ¡Ánimo a todxs!! ¡La lucha continúa!

Un abrazo a todxs mis compañerxs en lucha.

Punky

Estremera, 4 de junio de 2018

¡Aúpa, compañerxs!

Siento tardar en contestaros a la misiva que me mandasteis, pero como dije en la anterior, yo seguiré los días 1 hasta 5 haciendo huelga, por lo tanto quería mandaros la carta y las instancias a la vez, así ahorraba sello, ahí mando las instancias por si alguien más se sigue solidarizando, pues me suméis.

Os quiero decir que estoy bien, a nivel personal yo pienso en que hago lo correcto por conseguir algo a corto o largo plazo. Antes he sufrido  muchas hostias, denuncias, dispersión y creo que no pararé hasta que la situación cambie, pensaba muchas veces en cifras o personas que secundaban la protesta, pero cómo un ácrata va a mirar las cifras, ¡Qué va! Lxs anarquistas debemos combatir, luchar y ganar la batalla, nunca me siento solo, entre todxs nos ayudamos, me han llegado porrón de cartas, he conocido gente que de verdad en la calle se suma a nosotrxs, es de gran apoyo, tengo una foto postal con la peña de Barna, es de agradecer, más cartas desde Euskal Herria, Granada, vuestras, Castellón, y de mi amiga de Palencia. Muy agradecido estoy, yo pienso que si en la calle se lucha por nosotrxs, ¿por qué no vamos a seguir? Hay que hacer oídos al exterior, seguir con la llama encendida, esto no puede parar, ya que todxs nos debemos coordinar mejor. Lo estamos haciendo bien, por lo menos a mi me llega el correo, por ejemplo la carta del Peke comunicando la huelga me llegó con tres meses de antelación. No tengo el correo intervenido, pero a lxs que lo tengan les habrá llegado con tiempo. Luego, cada unx es libre de elegir su opción, su viaje, su camino, su lucha (…). Espero que todxs lxs presxs en lucha estén bien de ánimos y fuerzas y sigan luchando por los derechos de todxs. Mando un fuerte abrazo de parte del Punky

¡Libertad!

«Hay cosas encerradas dentro de los muros que si salieran de pronto a la calle y gritaran, llenarían el mundo.»

Desde Dentro: Propuesta De Lucha Colectiva Para Ser Difundida Y Debatida Dentro Y Fuera

Más Información En Tokata Sobre Luchas Actuales Dentro De Las Cárceles Del Estado Español

Motivos, Condiciones Y Posibilidades Para Una Lucha Social Anticarcelaria

Noticias Sobre La Huelga De Hambre De Mayo

¡No Olvidéis A Lxs Presxs En Lucha! [Lista Actualizada, 11-VI-2018]

Huelga de hambre 1 de mayo 2018 Presxs en lucha

Con algo de retraso, llega esta carta desde la cárcel de Estremera, de un compañero que ha participado en la huelga de hambre colectiva y se dirige a sus compañerxs de dentro y de fuera reflexionando sobre lo vivido.  La lucha y el diálogo siguen en pie.

Estremera, 9 de mayo de 2018

Hola compañerxs del Tokata, ¿Cómo estáis? Al recibo de mis letras espero que todo marche bien. Lo primero agradeceros el apoyo que nos dais a todxs lxs presxs, a las familias, y el hacernos llegar las cartas, el apoyo jurídico, lxs abogadxs… recibí una carta vuestra que estaba escrita por Toni y una compañera, Carmen Badía. Hay que hacer muchas conclusiones, lo primero creo que nuestra compañero Peke hizo buen papel y muy buena coordinación con Tokata y que hicieran llegar las misivas del día de la huelga a todxs lxs presxs en lucha. Esto me pareció buena idea. Que hayamos secundado esta huelga muy poca gente me parece una falta de respeto, de interés o desinterés, de pasotismo, de no creer en nuestros derechos, de sumisión, no tengo más calificativos. Mi apoyo lo tendréis todos los días 1 hasta el 5. Llevaba un año sin hacer huelgas, he tenido un año para pensar y valorar mis decisiones, creo que este 1 de mayo con la propuesta de lucha que intentó coordinar Peke me impulsó a ser como yo era antes y sigo siendo, con ese estilo reivindicativo, luchador, anarquista. Todo el mundo que me conoce, me ha ayudado en el momento de bajón que estaba teniendo por miedo a torturas, represiones fascistas, primera fase, dispersión… Por eso me parecía bien dar las gracias a todxs lxs grupos de apoyo, abogadxs, apoyo jurídico, familiares, presxs, periódicos alternativos, amigxs y gente o personas que quedó por el camino y no olvidamos, a asesinadxs en los centros de tortura del Estado Español. Y secundar la Propuesta de Lucha fuera cual fuera su número de personas, luego ya se valoraría. Y pienso o creo que en la calle se lucha más que en la cárcel, pero doy las gracias a todxs lxs presxs que habéis querido luchar, primero por nosotrxs y luego para que de una puta vez se cumplan nuestros derechos. Aunque en la calle se están haciendo muchas cosas, si no hacemos nada dentro de los putos muros, todo queda en vano o el vaso medio vacío y creo que debemos llenar el vaso y ahogar esta mierda de sistema. Esto no es una bobada pero debemos concienciarnos de como vivimos dentro de las cárceles y luchar con el corazón, pensar en todxs lxs que sufren y crear, para luchar y atacar al sistema carcelario. Solos no lo vamos a conseguir, pero cuantos más seamos mucho mejor para todxs. No podemos desilusionarnos, debemos seguir. ¡Ánimo a todxs! ¡La lucha continúa!

Un abrazo a todxs mis compañerxs en lucha.

Punky

Desde Dentro: Propuesta De Lucha Colectiva Para Ser Difundida Y Debatida Dentro Y Fuera

Más Información En Tokata Sobre Luchas Actuales Dentro De Las Cárceles Del Estado Español

Motivos, Condiciones Y Posibilidades Para Una Lucha Social Anticarcelaria

Noticias Sobre La Huelga De Hambre De Mayo

¡No Olvidéis A Lxs Presxs En Lucha! [Lista Actualizada, 7-V-2018]

Huelga de hambre 1 de mayo 2018 Presxs en lucha

Hablamos con un compañero de la acampada «Murcia sin muros» y con otro de la Coordinadora Antirrepresión de Murcia sobre la lucha popular contra el muro con que quieren dividir la ciudad para que pase el TAV, sobre la represión contra ella y de cómo se está planteando la autodefensa. Repasamos después las luchas que se están produciendo ahora mismo dentro de las cárceles, con las huelgas de hambre de Carmen Badía, Adrián Poblete, Abel Rebaque y Ruyman Armas Santana.

Presxs en lucha Radio: Tokata Y Fuga Sociedad-cárcel

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ruyman Armas Santana, preso en aislamiento en la cárcel de Puerto III y uno de los participantes en la propuesta de lucha colectiva, que ya se ha puesto varias veces en huelga de hambre y en algunas ocasiones también de sed, denunciando torturas y malos tratos y reivindicando su traslado a Canarias, su tierra, ya que se encuentra deportado en la península, privado de la relación con su familia y amigos, incluida una hija pequeña. Se solidariza con la postura análoga de otros compañeros, como Adrián Poblete, Abel Rebaque y Jorge Vázquez Campillo, en lucha contra el desarraigo y alejamiento forzado de su gente que sufren muchas personas presas y por la excarcelación de las que padecen enfermedad grave o terminal, como Belén Vázquez Campillo o Carmen Badía.

El 25 de enero, en una carta que ha llegado con mucho retraso, comunicaba que iniciaba una huelga de hambre y sed y que sigue luchando para que le lleven a Las Palmas II donde se ha abierto un módulo de primer grado, para poder estar más cerca de su familia. Se puede leer esa carta ampliando la imagen de arriba a la dizquierda al picar sobre ella. Dice también que los carceleros José el de Huelva y Carlos el Valenciano le están torturando y amenazando de muerte. Le están diciendo que le meten una paliza, y después le ahorcan y le meten metadona en la boca y fuera… Dice que a su compañero David Andrada Mújica le están haciendo lo mismo que a él. Y que no va a parar de luchar hasta que esto se solucione.

Llegan después noticias de otra carta con matasellos de primeros de febrero, junto con la instancia de arriba a la derecha, que lleva fecha del 11 y se puede leer también ampliando la imagen al picar en ella. Ruyman vuelve a confluir en su lucha tanto con otros presos canarios que intentan ser trasladados a su tierra como con los compañeros de la propuesta de lucha colectiva que tienen el fin de la dispersión como una de sus principales reivindicaciones.

[box] Para escribir al compañero:

José Ruyman Armas Santana

Centro Penitenciario Puerto III

Ctra. Jerez Rota, km. 6 11500

El Puerto de Santa María (Cádiz)[/box]

[box] Para pedir cuentas a las autoridades responsables:
Cárcel de Puerto III: teléfono (956 47 68); Fax (956 47 68 23)
Juzgado de Vigilancia Penitenciaria nº 10 (El Puerto de Santa María): Teléfono (956202151-956202150-956202148-956202149); Fax (956202153)

Presxs en lucha

¿No encuentras lo que estás buscando? Trata de refinar tu búsqueda: