Cartas Desde Las Cárceles De Sevilla I Y Picassent

[ A+ ] /[ A- ]

Por correo electrónico, alguien nos ha enviado dos cartas de personas presas. Una viene de la cárcel de Sevilla I, firmada por Manuel, de quien no nos dan los apellidos. Denuncia que se encuentra en aislamiento, sufriendo las “limitaciones regimentales” de las que habla el artículo 75.1, a pesar de que el parte por el que le fue aplicada tal “medida” ha sido archivado y de que tiene aplicado el protocolo para prevenir suicidios. Y que no le sacan al hospital, cuando tiene en el estómago una cuchilla y varias pilas que podrían poner en peligro su salud y su vida. Otra es de José Adrián Poblete Darre, desde un módulo de aislamiento de la cárcel de Picassent. Habla de las últimas agresiones sufridas mientras aún estaba en la cárcel de Allbocàsser, de donde la trasladaron recientemente a la de Picassent, da algunas opiniones sobre la lucha en marcha, aunque quiere pasar a segundo plano durante un tiempo, por la visita de su madre, que ha venido desde Chile para quedarse un tiempo.
Sevilla, 27 de julio de 2018

Manuel, preso en la cárcel de Sevilla 1. Me dirijo a vosotrxs para explicar la serie de vulneraciones constitucionales hacia mi persona.

PRIMERA: Que me encuentro en el artículo 75.1 desde hace más de un mes, porque el subdirector de seguridad me denunció por supuestas amenazas.

En realidad fue el director el que tramitó la denuncia, quiere echarme de aquí. Traigo un auto desde Zaragoza, en el que dice el juez que necesito ayuda tratamental, además de estar en protocolo de suicidio.

SEGUNDA: Que el subdirector de seguridad retiró dicha denuncia porque no eran ciertos los hechos que se me imputan.

¿Es cierto que si el denunciante quita la denuncia esta queda anulada y yo tendría que volver al segundo grado penitenciario que era donde me encontraba antes de que pasara todo esto?. Pues no. Aquí sigo, “articulado”, y con una propuesta del artículo de la LOGP, así como petición de cambio de centro penitenciario.

TERCERA: Que en esta cárcel el tratamiento de reinserción social no se ajusta a derecho. Ni se facilita la información necesaria a lxs internos ni se les trata como es debido. En mi caso, tengo pilas y una cuchilla en el estómago y no me sacan al hospital. Tengo derecho como cualquier persona a recibir atención médica.

CUARTA: Otrxs muchxs compañerxs viven situaciones parecidas  pero no quieren pasar por lxs especialistas y reivindicar sus derechos por miedo a las represalias. Es importante que la gente sepa lo que ocurre dentro de las prisiones.

QUINTA: Quiero estar cerca de mi familia, en mi tierra. Tenemos ese derecho y tenemos que seguir reivindicándolo

Espero que estas palabras sean publicadas y escuchadas para que se sepa lo que ocurre aquí. También me gustaría que los familiares de lxs internxs leyeran estas palabras para que se den cuenta de que son ciertas las quejas que hemos presentado.
¡Salud y revolución!

Cárcel de Picassent, aislamiento 91.3, galería 19

Salud, fuerza y rebeldía.

Como ya sabéis llevo unos meses en Picassent. He salido de Castellón II con 27 partes, me han dado palizas, me han pinchado, me han dejado en ocasiones babeando, literalmente. Desde allí envié montones de cartas que no han llegado, sigo con el correo intervenido. Como veis, me lo paso de puta madre en aislamiento. Aquí siguen matando a la gente, seguimos comiéndonos las condenas a pulso, no solo hacen sufrir al preso, sino también a las familias, por la dispersión, sigue el abuso de poder, las coacciones, como en mi caso que me dijeron: “como sigas así, pinchazos cada semana y control directo”. Nadie sabe dónde estás, rompen tus cartas…

Hay muchxs que no aguantan tanta represión, que el sistema carcelario les impulsa a suicidarse, a otrxs nos sacan lo peor de nosotrxs mismxs. Seguro que muchxs saben de lo que hablo, se sienten identificadxs

Creo que todxs tenemos derecho a una vida digna y aquí dentro eso es imposible. ¡Qué otra cosa nos queda que luchar! Con todas las fuerzas, de todas las formas. Por eso animo a hacer huelgas de larga duración, que nos lleven al hospital, hasta el final. Puede que no estemos de acuerdo en todo, por ejemplo, sobre el comentario que hace el compañero Toni  de que quien haga los ayunos y huelgas las reivindique y las haga llegar a los grupos de apoyo, como forma de mostrar que es unx presx en activo. Hay muchas formas de estar activo, al final siempre sabes quiénes son tus compas de lucha. Coincidimos en lo fundamental y eso es lo importante.

Dicho esto, quiero deciros que estos meses que vienen son especiales para mí. Vienen a visitarme mi madre y mi hijo desde Chile. A mi hijo hace muchos años que no le veo. Mi madre viene en silla de ruedas, quizás sea la última vez que la vea. Por esto me estoy mordiendo la lengua, quiero ver a mi madre, así que he tomado la decisión de pasar inadvertido, no sé si lo conseguiré. No quiero que me trasladen porque a ella le queda más o menos cerca durante los meses que esté aquí y, conociéndola, sé que la tendré aquí cada vez que pueda verme, ya por cristales o en un vis. Cuando ella regrese a Chile, seguiré luchando. Querría ser lo más honesto conmigo mismo y con lxs compañerxs de lucha por eso os comento el motivo por el que dejaré de reivindicar cada mes hasta que mi madre no esté de vuelta.

Aprovecho la ocasión para dar las gracias a todas las personas que nos brindan su apoyo, a lxs presxs en lucha y a la Familias Frente a la Crueldad carcelaria. Pronto estaré recuperado  de las lesiones que tengo y estaré como siempre, luchando intensamente con todo mi corazón por lo que creo, sobre todo por nuestra libertad . Todo mi cariño y amor fraternal a mis compas, Peque y Toni.

Un abrazo libertario a lxs que luchan tanto dentro como fuera. Salud, fuerza y anarquía.

Como dice un hermano: ” No hay derrota en el corazón del que lucha”.

José Adrián Poblete Darre

One Response to “Cartas Desde Las Cárceles De Sevilla I Y Picassent”

  1. Rosario dice:

    Me pongo a las órdenes si hiciera falta para estar cerca de esa madre ,para darle apoyo y si fuera necesario para ayudarla a pasar estos días con la mayor fuerza pisible porque eso necesita el compañero, fuerza y energía xa seguir con su lucha.
    Salud y anarquía!!

Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.